Seguidores

Agrégame como amigo

NUEVA PÁGINA

miércoles, 6 de octubre de 2010

CIENTÍFICOS NIEGAN EL FIN DEL MUNDO PARA EL 2012

Científicos no creen el el fin del mundo, pero admiten que los astronautas y satélites podrán estar en peligro, debido a que la radiación solar pronosticada ocasionarría grandes perturbaciones atmosféricas, desperfectos en los satélites, y peligro para los astronautas
Científicos niegan el fin del mundo para 2012 pero admiten que los astronautas y satélites podrán estar en peligro
La comunidad científica no cree en el fin del mundo en 2012, tema favorito de los periodistas y cineastas, pero admite que los astronautas y satélites podrán verse en peligro debido a la fuerte influencia del Sol sobre los satélites y ocupantes de la Estación Espacial Internacional (ISS), declaró hoy Vladímir Kuznetsov, director del Instituto ruso de magnetismo terrestre, ionosfera y difusión de ondas de radio.

"El Sol ejercerá una influencia muy fuerte sobre el espacio circunterrestre que se manifestará en perturbaciones atmosféricas y desperfectos en aparatos espaciales. 

La elevada radiación solar asimismo afectará a los cosmonautas que trabajan a bordo de la estación orbital", comentó Kuznetsov, Doctor en Ciencias Físicas y Matemáticas.

Los medios de prensa, que gustan citar a los comentaristas del antiguo Calendario Maya, informan de modo regular sobre las catástrofes que ocurrirán en la Tierra para 2012. 

Una de las mayores catástrofes pronosticadas para ese período es el llamado "desfile de los planetas", durante el cual Saturno, Júpiter, Marte y la Tierra formarán visualmente una sola línea y ese hecho tendrá consecuencias catastróficas para la civilización humana.

Fuente: Rianovosti



CIENTÍFICOS VATICINAN QUE EL MUNDO NO SE TERMINARÍA EN 2012

Vladimir Kuznetsov, director del Instituto de Magnetismo Terrestre, Ionosfera y Ondas de Radio, dijo este lunes que la comunidad científica no cree que el planeta llegue a su fin el año 2012, pero estiman que la radiación solar ocasionará importantes perturbaciones atmosféricas, desperfectos en los satélites, y en los aparatos espaciales acarreando complicaciones para los astronautas que trabajan a bordo de la Estación Espacial Internacional.

La NASA también pronostica fuertes y peligrosas tormentas solares para el año 2012, según informó ABC en junio de 2009. Según los científicos cada 11 años la actividad solar llega a su punto máximo, dejando vulnerables las comunicaciones en el mundo ante una posible tormenta geomagnética.

La ionósfera es parte de la atmósfera terrestre que está recibiendo permanentemente iones cargados de electricidad debido a la radiación solar. La ionósfera permite que las ondas de radio puedan viajar lejos debido a que rebotan en ella, y también ayuda en la desintegración de los meteoritos o estrellas fugaces.

Gracias a las ondas de radio o electromagnéticas, tenemos en función la televisión, teléfonos celulares y satélites. Una tormenta geomagnétca alteraría todas estas funciones.

Por otro lado, de acuerdo a lo informado por El Universal en junio de 2007, el filólogo de la UNAM, el Doctor Alfonso Arellano Hernández, negó que el 23 de diciembre de 2012 vaya a acabarse el mundo, y señaló que habrá una conjunción planetaria de Marte, Júpiter y Saturno, y se podrá ver una gran estrella, una gran luz.

Debido a la alineación anunciada para el 21 de diciembre de 2012 muchas catástrofes se pronosticaron en el pasado, especialmente en lo que se refiere al Calendario Maya.

Fuente: La Gran Época

No hay comentarios:

Publicar un comentario