Seguidores

Agrégame como amigo

NUEVA PÁGINA

martes, 26 de abril de 2011

SETI - Buscador de ET's - queda sin fondos

Por falta de fondos que puedan sufragar las actividades, el Instituto SETI se ha visto obligado a poner en “hibernación” el uso del Allen Telescope Array (ATA), el famoso radiotelescopio encargado de estudiar el comportamiento de las estrellas y la búsqueda simultánea de inteligencia extraterrestre.
La noticia no es un adiós definitivo ni mucho menos, simplemente se pasa a buscar nuevas fórmulas de financiación para continuar con el proyecto.

ATA representaba actualmente el mayor esfuerzo del hombre por la búsqueda de anomalías que indiquen la existencia de “ETs”.

Un esfuerzo que se había sufragado en conjunto entre el Instituto SETI y el Laboratotio de la Universidad de California, Berkeley.

Situado en el observatorio astronómico de Hat Creek, se encontraba en construcción tras finalizar la primera fase con 42 antenas (una vez terminado consistirá en 350 antenas), las cuales ya se encontraban en funcionamiento desde el 2007.

Entre los inversores estaba Paul Allen, co-fundador de Microsoft, quién había ofrecido inicialmente 25 millones para el proyecto.

Junto a Allen se encontraban también la Fundación Nacional de la Ciencia así como otros donantes particulares. Ahora y tras los recortes por parte del Estado de California y la NSF, lo que se buscará serán nuevas fórmulas de financiación.

Aún así, no todo son sombras en el proyecto. Franck Marchis, del Instituto de California, afirmó recientemente que las Fuerzas Aéreas de Estados Unidos habían estado realizando un seguimiento a los desechos que se encuentran en la órbita alrededor del planeta a través de ATA.

Esto podría ser el principio de una nueva vía para el proyecto, integrándose dentro del programa de la Fuerzas Aéreas de Estados Unidos.

El futuro de ATA puede depender del programa de las Fuerzas Aéreas de Estados Unidos. Desgraciadamente, a causa de las turbulencias en la financiación reciente, no se ha podido tomar una decisión con tiempo suficiente para poder mantener el observatorio en funcionamiento.

Desde el 15 de abril el observatorio está en hibernación y todos los equipos han tenido cuidado de asegurarse de que nada se deteriore con el tiempo

Aun así, el “parón” al que se ve sometido el proyecto no podría haber llegado en un peor momento. Esta primavera se anunció la posibilidad de existencia de 1.235 nuevos planetas, todos observados a través de un telescopio del satélite Kepler.

Muchos de ellos tendrían el tamaño de la Tierra, con temperaturas adecuadas para el agua líquida, un requisito indispensable para la vida tal y como la conocemos.

Una pena que, al menos de momento, el proyecto se encuentre parado, ya que probablemente era el mayor esfuerzo del hombre por saber si estamos o no solos en el Universo. Finalizo con las propias palabras de Seth Shostak, astrónomo de SETI, sobre la suspensión del proyecto:

Es irónico que después de tantos años y en un tiempo como el actual donde podemos descubrir planetas, no tengamos fondos operativos para escuchar.

Tenemos la radio, las antenas, pero no podemos funcionar sin los fondos.

Honestamente, si todo el mundo contribuyera con sólo 3 céntimos de dólar extra de sus impuestos, el mundo podría saber si tenemos compañía cósmica.

Fuente: ALT1040

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada