Seguidores

Agrégame como amigo

NUEVA PÁGINA

viernes, 29 de abril de 2011

Memorando poco concluyente del FBI causa furor en Facebook

Un memorando rutinario del FBI de más de 60 años de edad, disponible al público por más de tres décadas, y que algunos alegan representa el final de una “cadena de custodia de la verdad” que comenzó con una presentación por un estafador posteriormente acusado de fraude, se ha convertido repentinamente en la noticia más reciente del “destape” OVNI.
Por Larry Lowe
Una semana después de que la web del FBI diese a conocer un sistema mejorado de acceso a sus documentos, una oleada de mensajes a Facebook ha difundido un concepto erróneo: que el FBI ha revelado evidencia de un estrellamiento OVNI cerca de Roswell, Nuevo Mexico, y que esto constituye el destape de la realidad OVNI.

El 1 de abril de 2011, el Negociado de Investigaciones Federales discretamente publicó una nota de prensa en su web www.fbi.gov anunciando “la actualización de nuestro salón de lectura electrónica, que ha sido renombrada “The Vault” (la bóveda) y que contiene más de dos mil documentos que han sido escaneados de papel a copias digitales para que pueda leerlas en la comodidad de su propio hogar u oficina”.

The Vault, alojada en vault.fbi.com, incluye una categoría para “fenómenos inexplicados” – una sola página con un puñado de entradas, una de las cuales ha desatado una marejada de información errónea y emoción entre los partidarios de la realidad de los OVNIS pero poco avezados en la historia de los eventos ovni.

No importa que la publicación inicial de la nota, y la colocación del memorando Guy Hottel con fecha del 6 de diciembre de 2010, haya sido una broma sutil del día de los inocentes por parte del departamento de informática del FBI.

El resultado fue un ejemplo fidedigno de la dificultad de obtener información de valor en el campo de los estudios ovni: la mala información circula sin control, y con facilidad excesiva.

El menú para la página “Fenómeno Inexplicado” (nótese la extraña presentación en singular) reza así:

06 Dic 2010 Guy Hottel
Guy Hottel fue un agente especial del FBI en Washington, D.C.. La información sobre el Sr. Hottel se refiere a un memorando sobre platillos voladores remitidos al Director el 22 de marzo de 1950.
Dic 06, 2010 Majestic 12
Dic 06, 2010 NICAP
Dic 06, 2010 Roswell OVNI
Dic 06, 2010 Mutilación de Ganado
Dic 06, 2010 Percepción Extrasensorial
Nov 30, 2010 OVNI

Al cumplirse una semana del anuncio del FBI, los medios comenzaron a publicar historias sobre la publicación del FBI como si fuese una noticia.

El 8 de abril, el Salt Lake Tribune publicó en titulares: “Nueva Boveda de la FBI Aborda OVNIS y Otros Secretos”, comentando artículos de interés para los vecinos de Utah, notablemente el avistamiento de septiembre de 1947 cerca de Logan, Utah, donde “numerosos testigos informaron al FBI que vieron una formación de discos voladores que daban vuelta a la ciudad a alta velocidad”.

El artículo prosigue: “Lo más interesante es que el 22 de marzo de 1950, Guy Hottel, agente encargado de la oficina de Washington, remitió un informe sobre una fuente de la USAF, que aseguraba que platillos voladores habían chocado cerca de Roswell, N.M., y que habían sido recobrados”.

En un artículo actualizado el 9 de abril, la web del periódico “Daily Mail” publicó un relato bajo el titular: “El memorando que comprueba el aterrizaje de aliens en Roswell...difundido en línea por el FBI”. La nota comienza afirmando que “un extraño memorando – publicado por el FBI - parece comprobar que aliens verdaderamente aterrizaron en Nuevo México antes de 1950”.

La nota incluye una copia del memorando Hottel, fotografías de la fraudulenta “autopsia alienígena” de Ray Santilli, y un memorando de la sección Roswell de vault.fbi.gov fechado el 8 de julio de 1947, en el cual el agente narrador comunica la falsa recuperación de un globo estratosférico con reflector radárico cerca de Roswell en dicha fecha.

Todo esto llevaría a cualquiera a pensar que la liberación del memorando Guy Hottel era una novedad y que el FBI investigaba el tema en 1950, comprobando el aterrizaje de extraterrestres en Roswell en 1947, nada de lo que resulta ser cierto.

Con fecha del 22 de marzo de 1950, el memorando de Guy Hottel, SAC, Washington al Director de la FBI indica:

La siguiente información fue facilitada a SA [redactado]

Un investigador de las fuerzas aéreas manifestó que tres de los llamados platillos voladores han sido recuperados en Nuevo México.

Se les describió como objetos circulares de centro elevado, diámetro de aproximadamente 50 pies. Cada uno iba ocupado por tres cuerpos de forma humana pero de tan solo tres pies de estatura, vestidos en paño metálico de tejido muy fino.

Cada cuerpo estaba vendado de forma parecida a los trajes anti-desmayo utilizados por los pilotos de prueba de alta velocidad. Según el Sr. [redactado], los platillos fueron hallados en Nuevo México debido al hecho que el gobierno dispone de radares de alta intensidad en dicha región, y se cree que los radares interfieren con el mecanismo de control de los platillos.

SA [redactado] no realizó evaluaciones posteriores de lo antes mencionado.

La noticia adquirió vida propia y los investigadores ovni de sobremesa no tardaron en colgar enlaces a la dirección vault.fbi.gov en Facebook y por correo electrónico, anunciando que el FBI había develado la realidad del fenómeno ovni.

Esto no es así.

Un hilo de mensajes en la web Above Top Secret con fecha del 9 de abril ahora se extiende a 7 páginas de debates sobre la autenticidad del documento, lo que se requerirá para que el destape ovni sea tomado por verdadero, los motivos del FBI en publicar un documento falso o uno verdadero, y lo que efectivamente apunta el documento.

La reacción y el debate ilustran el aspecto intangible del tema, y como las nociones previas del individuo matizan la percepción.

Los optimistas del destape ovni señalan el aumento en la divulgación de documentación oficial como “prueba” de la existencia de una realidad a divulgar, y consideran que la información de la bóveda del FBI es una forma de destape con “d” minúscula.

Los pesimistas del destape ovni señalan que puede tratarse de un montaje para exponer a los “creyentes”, que serán desacreditados cuando el documento se declare fraudulento posteriormente, y dado a conocer de forma accidental.

El 10 de abril, la web de Godlikeproductions comenzó un hilo con el título “Emisión del FBI Prueba de Aliens” con una publicación que incluía el texto del Daily Mail.

El debate resultante entre el publicante, convencido de que el evento era una “noticia nueva”, y los que tenían conocimiento del aspecto de “noticia vieja” del memorando, es un dime y direte clásico de poco valor, con afirmaciones incorrectas por cada partido.

Dentro de poco, hasta Michael Cohen, conocido por sus informes sensacionalistas y muy poco acertados de avistamientos, y pronósticos frecuentes sobre el destape inminente de la existencia de los ovni por Barack Obama, se unió al evento.

Bajo el titular: “Choque de Roswell: destape notable y nuevo” en su blog AllNewsWeb, aparecía una foto de un ET tambaléandose de un platívolo estrellado. [...] Pero lo que no sabían ni Cohen, ni los publicadores iniciales en Above Top Secret ni Godlike Productions, ni el Daily Mail, es que el memorando había sido conocido abiertamente por más de dos décadas, y está vinculado con un evento totalmente distinto – el choque / recobro de Aztec, Nuevo México en 1948.

El choque / recobro de Aztec en 1948 nunca ha tenido el reconocimiento popular que tuvo el choque/recobro/encubrimiento de 1947 en Roswell, pero comparte la misma información confusa y eventos en conflicto.

En una entrevista reciente, Angela Joiner abordó el evento de Aztec con el Dr. Frank Thayer. Un recuento íntegro de dicho evento aparece en la web Aztec UFO.

El choque de Aztec comenzó como una nota periodística del reportero Frank Scully, y con el paso de los años se ha librado una batalla sin cuartel sobre la autenticidad del evento.

Para algunos, el evento se conoce como “el fraude Scully”.

El libro de Scully, con fecha de 1950 – “Behind the Flying Saucers” – presenta al ficticio “doctor Gee” al lector como la confabulación de 8 testigos distintos. En una versión del cuento, Scully fue víctima de un engaño. por dos estafadores que luego fueron condenados por fraude.

(Traducción de S. Corrales, Arcana Mundi)

Fuente: Corleone77

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada