Seguidores

Agrégame como amigo

NUEVA PÁGINA

martes, 17 de mayo de 2011

Un nuevo planeta Gliese parece apto para la vida

Es un mundo lóbrego y raro, pero los astrónomos creen que tiene un clima cálido y las condiciones para contener agua líquida.
Un nuevo análisis del sistema de planetas de la estrella Gliese 581, una enana roja a veinte años luz de la Tierra, pone de manifiesto que, además del ya conocido (y polémico) Gliese 581g, otro de sus seis mundos, el Gliese 581d, parece apto para albergar agua líquida en su superficie, y quizás vida. El estudio aparece en el último número de la revista Astrophysical Journal Letters.

Hace menos de un año, un equipo de astrónomos de las Universidades de California y Santa Cruz y del Instituto Carnegie de Washington anunciaba el descubrimiento del primer planeta "realmente habitable" fuera de nuestro Sistema Solar. Se trataba del planeta "g", uno de los seis mundos conocidos alrededor de la estrella Gliese 581, a unos veinte años luz de la Tierra.

Apenas unas semanas después, sin embargo, otro grupo de astrónomos puso en duda el descubrimiento, ya que no fueron capaces de detectar el planeta con sus instrumentos. Desde entonces, la cuestión ha permanecido en suspenso, a la espera de nuevos datos que confirmen o desmientan el espectacular hallazgo.

Ahora, todos los ojos vuelven a dirigirse hacia la enana roja Gliese 581, aunque no al planeta "g" sino a otro de sus mundos, el "d", un planeta descubierto en 2007 y que había sido inicialmente descartado como posible receptor de vida. Un nuevo modelo desarrollado por Robin Wordsworth y Francois Forget, climatólogos del CNRS frances (Centre national de la recherche scientifique) muestra, en efecto, que Gliese 581d tiene un potencial sorprendente. Tanto como para arrebatar a su planeta vecino (el "g"), el título de primer planeta habitable detectado por el hombre fuera del Sistema Solar.

De hecho, los nuevos cálculos indican que su densa atmósfera, muy rica en CO2, es perfectamente capaz de retener el calor del planeta por medio del efecto invernadero. Y al mismo tiempo, lo cual es fundamental, de permitir el paso de los rojos rayos de luz de su estrella, que calientan su superficie. "En todo caso -afirman los investigadores- las temperaturas permiten la presencia de agua líquida".

Gliese 581d, además, se encuentra en el borde mismo de la "zona de habitabilidad" de su estrella, la estrecha franja orbital, ni demasiado fría ni demasiado caliente, que permite la existencia de agua líquida sobre la superficie, una condición que se considera esencial para la búsqueda del único tipo de vida que conocemos.

Dos veces el tamaño de la Tierra
El planeta "d" es varias veces mayor que su vecino "g". Se trata de un mundo rocoso que tiene el doble de tamaño y siete veces más masa que la Tierra. "Con una densa atmósfera de dióxido de carbono -se lee en la nota hecha pública por el CNRS-, un escenario muy probable en un mundo tan grande, el clima de Gliese 581d no solo es estable, sino lo suficientemente cálido como para tener océanos, nubes y lluvias".

Gliese 581d recibe menos de un tercio de radiación solar que la Tierra y, igual que su hermano menor "g", siempre muestra la misma cara a su sol. Es decir, en la mitad del planeta siempre es de día, mientras que la otra mitad está sumida en una oscuridad perpetua.

En palabras de los investigadores, "Gliese 581d sería un lugar muy extraño para visitar. La gran densidad del aire y la espesa capa de nubes mantendrían la superficie bajo una perpetua y lóbrega luz rojiza. Y su gran masa significa que la gravedad que experimentaríamos allí sería cerca del doble de la que hay en la Tierra".

De todas formas, y a pesar de que la estrella Gliese 581 es una de las "vecinas" más próximas al Sol, con los medios actuales tardaríamos una eternidad en salvar los veinte años luz que nos separan de ella (cada año luz equivale a casi 9,6 billones de km.). La más rápida de nuestras naves, en efecto, tendría que viajar durante más de 300.000 años para llegar hasta allí.

Fuente: ABC.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada