Seguidores

Agrégame como amigo

NUEVA PÁGINA

domingo, 1 de agosto de 2010

La singular cultura de terrazas de la etnia china de Hani

Apreciado por los viajeros chinos como uno de los 17 lugares más hermosos de China, el distrito de Yuanyang está en lo más recóndito de las montañas de Ailao, en la prefectura autónoma de las etnias Yi y Hani de Honghe, en la provincia de Yunnan, suroeste de China.

Yuanyang es mundialmente famoso por sus terrazas, construidas por la minoría étnica Hani en las laderas de las montañas desde hace unos 1.300 años.

Los campos escalonados zigzaguean y ascienden sobre las cuestas, cuyas alturas oscilan entre 144 y los 2.000 metros

Los hani se jactan de ser capaces de construir y regar terrazas en cualquier montaña, sin importar cuán alta sea. Muchos turistas las consideran tan espléndidas como la Gran Muralla y las pirámides.

La prefectura tiene campos escalonados distribuidos en más de un millón de mu (una hectárea equivale a 15 mu), de los cuales 300. 000 mu están en Yuanyang.

Los aldeanos, que han habitado el sitio por generaciones, son felices con su vida pacífica, y raras veces se alejan del lugar, excepto cuando van de compras al mercado del cantón.

Lo más increíble es que Yuanyang, con sus montañas altas y valles y bosques escarpados, es realmente un importante productor agrícola en la provincia de Yunnan, y fue capaz de suministrar en los años 60 y 70 del siglo pasado una cantidad considerable de cereales a las áreas interiores cuando enfrentaron una escasez de comida.

Como los Hani confían en las terrazas para su subsistencia, han desarrollado una cultura de terrazas, lo que se nota en constumbres populares como la Ceremonia de Nominación.

Cuando nace un bebé, se lleva a cabo una ceremonia de "cultivo de las terrazas": Unos cuadros dibujados en el patio simbolizan las terrazas, y un muchacho de siete años imita el proceso de cultivar la terraza con la azada.

Si es niña, una muchacha de siete u ocho años imita los movimientos de trabajar en la terraza, llevando una cesta en sus espaldas. Sólo después de la ceremonia el bebé podrá ser nombrado y declarado miembro verdadero de la aldea.

Cuando alguien fallece, lo entierran en la ladera al lado de la terraza, para que pueda guardarla desde otro mundo.

La ropa azul oscuro y las joyas de plata de las mujeres Hani trasladan una imagen más simple que el traje de muchas otras minorías étnicas de Yunnan.

La joyería es el lugar favorito de las muchachas, por lo que el negocio, abierto hace más de diez años, marcha viento en popa.

La provincia de Yunnan ha sido famosa por su platería. Durante el reinado de Kangxi (1662-1723) de la dinastía Qing, hubo 19 talleres de plata.

Yunnan fue otrora próspera, como centro de negocios, dotado de abundantes recursos minerales, hidráulicos y biológicos.

La Ruta de la Seda y el Antiguo Camino del Té cruzaban esta provincia suroccidental, de donde provenía gran parte de la madera y metales que necesitaba la parte interior.

Durante las dinastías Ming y Qing (1368-1911), las monedas de plata comenzaron a ser la principal divisa circulante. En la época moderna, los Hani hicieron evidente su prosperidad transformando las monedas de plata en joyas.

Las Hani todavía mantienen esta tradición. Cada día el platero recibe decenas de monedas. A petición de las clientas, las transforma en ornamentos para el pelo, collares y otras joyas. Los diseños reflejan la adoración de los Hani por el agua.

Hoy todavía se pueden encontrar allí joyas de plata de la dinastía Qing o del período de la República de China.

1 comentario:

  1. Muchas gracias por tan bello ejemplo de lo que debe ser la minería, una herramienta útil para la transformación del suelo, en un suelo agrícola de alta eficiencia productiva, productora protectora para la generación de alimentos tanto para la actual como futuras generaciones. Muchas gracias por permitirme el acceso al conocimiento de tan nobles labores para conservar el recurso suelo.

    ResponderEliminar