Seguidores

Agrégame como amigo

NUEVA PÁGINA

jueves, 24 de marzo de 2011

Google invierte en biocombustibles

La búsqueda de energías alternativas es una misión que muchas empresas tratan de llevar a cabo no solamente con rapidez, sino también de forma eficiente y accesible. Una de ellas, CoolPlanet BioFuels, está desarrollando una tecnología capaz de producir combustible “de carbono negativo” a partir de plantas no comestibles y desechos basados en madera.
CoolPlanet BioFuels ya había adquirido una suma importante de dinero a través de varios inversores, pero a ellos se suma nada menos que Google, a través de su división Google Ventures.

El hecho de que Google toma muy en serio a las energías alternativas y el desarrollo sustentable no es ninguna novedad. Los techos del Googleplex completamente cubiertos de paneles solares, el diseño interno de los edificios y el modo de transporte entre las instalaciones son pruebas tangibles de ello, pero también lo demuestra con inversiones.

Hace un tiempo mencionamos que Google sería parte de la construcción de la “Conexión de Viento Atlántica”, junto a Good Energies y la japonesa Marubeni, un proyecto cuyo costo podría ascender a cinco mil millones de dólares.

Sin embargo, dicho proyecto está relacionado con la división Google Energy.

En esta ocasión hablamos de Google Ventures, una rama que hasta ahora ha llevado a cabo más de una docena de inversiones, en campos como biotecnología, televisión social y educación.

En esta ocasión, Google Ventures ha destinado una suma no especificada a la empresa CoolPlanet BioFuels, dedicada a la producción de biocombustibles.

¿Qué es lo que llama la atención en esta empresa? De acuerdo a la información disponible, su tecnología conocida como “N100” permitirá producir biocombustibles a partir de plantas que no son aptas para el consumo humano directo, y de otros restos como desperdicio de madera y desechos de cosecha.

Sin embargo, lo más importante de esta tecnología es que podría dar forma a combustibles con una huella de carbono negativa.

Dicho en otras palabras, el proceso de producción puede extraer los excesos de carbono, y convertirlos en un sólido destinado a la recuperación del suelo, o a su simple entierro como carbón convencional.

Esta empresa ya había recibido una suma de ocho millones de dólares a través de otros inversores, y la división de Servicios Financieros de GE Energy. Ahora, con la entrada de Google Ventures, CoolPlanet BioFuels podrá acelerar de forma significativa sus tiempos de operación.

Aunque el precio del petróleo se encontró a la baja debido a la reciente catástrofe ocurrida en Japón, todos sabemos que se trata de apenas una reacción temporal, y que a largo plazo, el petróleo deberá ser reemplazado por otra clase de combustibles.

La conversión de biomasa en combustible está ganando cada vez más terreno, algo de lo que grandes empresas con amplia capacidad de inversión, ya parecen haberse percatado.

Fuente: Neoteo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada